Las técnicas de marcaje son una manera de personalizar distintos artículos con un sello, un logo o un mensaje que lo identifique a la empresa o a la marca que lo regala. En marketing es una de las estrategias más discretas pero efectivas para llegar al público objetivo.

Técnicas de marcaje más utilizadas

Serigrafía

La técnica de serigrafía es la más popular que existe y se debe a que muchas empresas deciden usarla por su bajo costo, lo que permite producir en grandes cantidades ahorrando dinero sin afectar la calidad. Suele utilizarse principalmente para tiradas grandes en múltiples productos, como por ejemplo las bolsas o mochilas.

La técnica consiste en aplicar la tinta, color a color, a través de una malla estirada en un marco. Dicha malla se ha preparado previamente para permitir el paso de la tinta sólo donde nos interese. El artículo se irá impregnando de la tinta y una vez terminado el marcaje, se pasa a la máquina de secado rápido.

En STYB podemos realizar también serigrafía circular que se emplea en productos de forma cilíndrica, como bolígrafos o bidones. La máquina y el movimiento que realiza pueden marcar el objeto a 360º.

Tampografía

El acabado de la tampografía es único, tiene una alta calidad y una gran definición de los bordes. La técnica consiste en grabar en una placa de metal o plástico con revestimiento fotosensible, una imagen a través de un proceso químico.

El huecograbado generado en esa superficie es llenado de tinta, y un tampón de silicona la recoge depositándola en la superficie a marcar, pudiendo adaptarse a superficies curvas o con diferentes texturas.

Grabado láser

Si se busca grabar sobre objetos de diversos tipos de materiales sin dañarlos, de modo indeleble y con una gran precisión de detalles, el grabado láser es el mejor. Se puede emplear para marcar tanto madera, metal, vidrio, goma, o la mismísima piel.

No necesita tener contacto directo con la superficie, sino que se consigue aplicando un haz de luz láser sobre ella. El color y el resultado final dependen de la superficie a grabar. Es un marcaje permanente y con un acabado perfecto.

Bordado

El bordado es una técnica recurrente desde hace muchos años. El marcaje se realiza con hilo, por lo que todo tipo de producto de material textil es candidato para ella. Consiste en digitalizar el diseño con un software específico. La máquina bordadora es capaz de leer el picaje digital y orientar sus agujas de manera que vaya realizando puntadas sobre el tejido hasta obtener el diseño deseado.

Termograbado

La técnica del termograbado usa el calor y la presión como un instrumento para fijar un diseño, utilizando un troquel metálico con la forma a grabar. La mezcla del calor y la presión generan sobre el producto una textura o un hendido bajorrelieve con la forma del diseño deseado.